domingo, 4 de mayo de 2008

Despuès de la Homilìa. Vayan y hagan discìpulos

En el Dìa de la Ascensiòn de Jesùs, cuando subiò con su poder al cielo, para estar en el seno de Dios, leemos:
Del Libro de los Hechos de los Apòstoles 1, 1-11 , Jesùs les dice a los discìpulos que, cuando el Espìritu Santo descienda sobre ellos, les llenarà y seràn sus testigos por toda Judea, en Samarìa y hasta los ùltimos confienes de la tierra. Y dos hombres vestidos de blanco les dice: ¨Galileos, ¿ què hacen mirando al cielo ? Ese mismo Jesùs que los ha dejado para subir al cielo, volverà como lo han visto alejarse ¨.
Seràn sus testigos. Significa ir por todo el mundo a predicar la Palabra, el evangelio que Cristo dejò. Es lo que ayer y hoy el cristiano catòlico debe hacer.
¨Vayan y enséñen a todas las Naciones, dice el Señor, y sepan que yo estarè con ustedes todos los dìas hasta el fin del mundo ¨. Mt 28, 19-20
Vayan, pues, y enseñen a todas las Naciones, bautizàndolas en el nombre del Padre y del Hijo y del Espìritu Santo, y enseñàndolas a cumplir cuanto Jesùs nos ha mandado.
El cristianismo es, por tanto, una pedagogìa. No lo olvidemos. Capacìtemonos para divulgarla.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por comentar.
Juan Manuel Estrada
Webmaster
Escritos en el Tiempo