miércoles, 14 de octubre de 2009

Testamento del guerrilero...

Un radiodifusor, del Maracaibo que no volverá, un poeta, que fuera dueño de Radio Mara, escribió, poco antes de morir, un testamento: su último poema.
Se trata de Luis Guillermo Govea: El güerrillero del aire.
El recorte de prensa, que no sé cuántos años puede tener, que responde a eso de Escritos en el Tiempo, se ha salvado del holocausto que, de mis papeles, viene haciendo mi esposa Lérida. Parece que nos estuvieramos empezando a despedir...
Luis Guillermo Govea era hermano de Angel Emiro Govea. Me detengo para decir quién fué Angel Emiro Govea.
Fue Médico de Niños, como él quería que se le dijera siempre, uno de los fundadores de Acción Democrática, orador de fuste y brillo, que, además, fuera también abogado. Y en el poema es el hermano el más pobre...
Comparto con ustedes ese testamento:
Voy a pedirle a mis hijos
una cosa muy pequeña
a nadie digan que he muerto
digan que su padre sueña
Si casi toda la vida
me la he pasado soñando
con el huso de la muerte
seguiré sueños hilando
Mi mano ignoró el secreto
que mantuve en la otra mano
di el corazón di los ojos
y el más pobre fue mi hermano
El asalto de la muerte
hace tiempo lo esperaba
la sangre que dijo un día
lo que el corazón callaba
Seguro del derrotero
que me asignara el destino
cada dardo que me hirió
lo hice rosa en el camino
Santa de mi devoción
fue eternamente mi madre
y fue el juez de mi conciencia
el ejemplo de mi padre
A vuestra madre la quise
como un pájaro a la aurora
la adoré cuando vivía
y mi cadáver la adora
A la hora en que me voy
solo una cosa les pido
al Dios todopoderoso
hagánle en el pecho un nido
A su madre me la quieren
por sobre todas las cosas
procuren que las espinas
sean menos que las rosas
Adios,mi viejita linda
adios, mis hijos me voy
si un día me necesitan
todos saben dónde estoy.
Fue Testamento, el último poema de ¨El guerrillero del aire ¨.

5 comentarios:

  1. estuve googleando.. y me encuentro con esto. gracias por recordar a mi abuelo de esta manera!

    romulo govea.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Asi es primo, fijate como llegue yo de igual manera! El grande Papagordo!

      Eliminar
  2. a travez de unos amigos en Canada supe de esta pagina y que sorpresa la mia de ver no solo uno de los tantos poemas de mi abuelo sino de encontrarme con la grata sorpresa de ver un comentario de un primo que no veo desde hace mas de 20 años Romulito hijo menor de mi querido tio Romulo QEPD junto a mi abuelo el Guerrillero del aire.
    Tu nieto Alejandro Gonzalez Govea

    ResponderEliminar
  3. Gracias por tomarse el tiempo de publicar este poema de mi abuelo. Un excelente ser humano y el fundador de la Radio en Venezuela!!!

    Loana Gainza Govea

    ResponderEliminar
  4. A los tres afortunados descendientes del Guerrillero del Aire, benditos sois de llevar los genes de Luis Guillermo! Yo recuerdo que siendo adolescente escuchaba su programa "L.G. su mundo y su gente" en la noche, con un pequeño radio, èl se despedia casi siempre hacièndonos escuchar un poema, que en mi opiniòn es la obra mas profunda dedicada a los hijos nuestros, el autor es Khalil Gibràn y se titula "Tus HIjos" Hoy, un cuadro con ese poema adorna la sala de mi casa en Roma! En su memoria, dediquemosle esas lineas.: Tus hijos no son tus hijos,

    son hijos e hijas de la vida

    deseosa de sí misma.



    No vienen de ti, sino a través de ti,

    y aunque estén contigo,

    no te pertenecen.





    Puedes darles tu amor,

    pero no tus pensamientos, pues,

    ellos tienen sus propios pensamientos.



    Puedes abrigar sus cuerpos,

    pero no sus almas, porque ellas

    viven en la casa de mañana,

    que no puedes visitar,

    ni siquiera en sueños.





    Puedes esforzarte en ser como ellos,

    pero no procures hacerlos

    semejantes a ti

    porque la vida no retrocede

    ni se detiene en el ayer.





    Tú eres el arco del cual tus hijos,

    como flechas vivas son lanzados.

    Deja que la inclinación,

    en tu mano de arquero
    sea para la FELICIDAD
















































    ResponderEliminar

Gracias por comentar.
Juan Manuel Estrada
Webmaster
Escritos en el Tiempo